Una iniciativa de Hermes Comunicación
 

Castillo de Canena: el mejor aceite de oliva del mundo se produce en la provincia de Jaén

Que la provincia de Jaén es el lugar que produce más aceite de oliva en todo el mundo es un hecho universalmente conocido. Pero también es necesario decir en voz alta y con orgullo que es la zona en la que se produce el mejor aceite de oliva de todo el planeta. Buena muestra de ello es que aquí está situada la mejor compañía oleícola del mundo, la almazara Castillo de Canena, cuya fábrica está situada muy cerca de Puente del Obispo. Esta distinción ha sido realizada por la guía italiana Flos Olei 2016, considerada como la guía oleícola con más prestigio a nivel internacional. La empresa, que además lleva por emblema uno de los monumentos más significativos de la provincia de Jaén, consiguió la máxima puntuación posible para su aceite de oliva, lo que lo convierte en el mejor del planeta. Además de ello fue galardonada como la “Mejor compañía del año 2016”

Este aceite de oliva de altísima calidad nacido en los olivares jiennenses es, por tanto, reclamado en los mejores establecimientos y restaurantes de todo el mundo. El aceite de Castillo de Canena puede encontrarse en lugares tan emblemáticos como los almacenes Harrods, el hotel Ritz de Londres o en las meses de numerosos restaurantes con estrella Michelin. Además, la empresa propiedad de la familia Vañó ha realizado una fuerte apuesta por la internacionalización desde sus comienzos.

Este trabajo en los mercados internacionales implica que, en 2015, el 75 % de sus ingresos procedan de fuera de España. En estos momentos, la empresa vende sus aceites de alta gama en 50 países de los cinco continentes. “La globalización que vive hoy el planeta también afecta a los fogones, lo que ha permitido que el aceite de oliva esté muy presente en países como Japón, donde tradicionalmente no se había utilizado en su gastronomía. Es una gran oportunidades para condimentos de alta gama como nuestro aceite”, afirma el director general de Castillo de Canena, Francisco Vañó.

A pesar de llevar en el mercado poco más de diez años, Castillo de Canena ya es reconocido a nivel internacional, ha conseguido consolidarse como uno de los mejores aceites de oliva de todo el mundo, según reconoce el ranking The World’s Best Olive Oils. Por ejemplo, fue el primer aceite español en ganar el SOFI Award de Oro en 2011, el premio gastronómico más importante de Estados Unidos que revalidó nuevamente en 2015 y ha obtenido numerosos reconocimientos en los premios Mario Solinas del Consejo Oleícola Internacional.
Pero Castillo de Canena no sólo se diferencia por la altísima calidad de su producto, sino que fue una de las firmas pioneras en el sector del aceite de oliva en apostar por el packaging de calidad y por potentes campañas de imagen. En este sentido, destaca la edición anual del aceite de primera cosecha, una serie limitada muy esperada cuya etiqueta ha sido diseñada por personajes tan conocidos como Fernando Alonso, Pau Gasol, Alejandro Sanz, Enrique Ponce o Raphael en esta campaña 2015/ 2016. A ello se suma la puesta en marcha de importantes proyectos junto a importantes personalidades o entidades, como una gama exclusiva de productos para la Casa Ducal de Medinaceli, o una edición especial para el chef Dani García, poseedor de dos estrellas Michelin.

Raphael castillo canena OK

Además, Castillo de Canena ha introducido en el mercado productos muy diferenciales y novedosos, como el aceite de oliva al humo de roble, que se elabora íntegramente y de forma artesanal en su propia almazara, donde cada envase se embotella a mano de uno en uno. También comercializa un aceite Royal temprano, una variedad circunscrita a la zona de Cazorla hace unos años y que hoy se está plantando en muchos lugares del planeta. Otro producto muy interesante de Castillo de Canena es el aceite biodinámico. “La Biodinamicidad supone no solo la exclusión total de abonos de síntesis química o de pesticidas en nuestra explotación agraria, sino una transformación total del entorno en el que lo producimos. Retornamos a las raíces mismas de la actividad rural”, indica Francisco Vañó.

Por otra parte, la empresa apuesta por la innovación en el sector del aceite de oliva con la convocatoria anual del Premio Internacional Castillo de Canena de Investigación Oleícola “Luis Vañó”, que tiene el objetivo de fomentar la investigación científica y tecnológica en el ámbito de la oleicultura.

Compartir la entrada
Escrito por

“Orgullosos de Jaén” es una iniciativa puesta en marcha por Hermes Comunicación, una consultora de comunicación puesta en marcha e integrada por profesionales de la Comunicación jiennenses que pretende fomentar la autoestima de los habitantes de la provincia.

Sin comentarios.

Deja un comentario.